Nolito, de Sanlúcar a la élite del fútbol

El Atlético Sanluqueño siempre ha sido un club de canteranos, y ello se demuestra con muchos nombres que han dado el salto a la élite, entre ellos el de Manuel Agudo Durán, más conocido como Nolito, que en el día de mañana volverá a verse las caras contra su Atlético Sanluqueño en el partido que enfrentará al Celta de Vigo frente a los verdiblancos. Muchos canteranos del Atlético Sanluqueño sueñan con llegar a ser un día como él, un jugador de una grandísima calidad que cuenta con una dilatada carrera en el fútbol profesional.

Nolito debutó con el Atlético Sanluqueño en Tercera División con tan solo 15 años, a las órdenes del que por aquel entonces era el entrenador del club verdiblanco, Carlos Ríos. Con 17 años, el Valencia C.F.  se fijó en el sanluqueño para llevárselo a su filial, donde jugaría dos temporadas en su equipo juvenil. Tras esos dos años lejos de su tierra, Nolito regresaría en el año 2005 a su Sanlúcar, para volver a jugar en El Palmar.

En la temporada 2006/07, Nolito volvía a dejar atrás Sanlúcar para dar un salto de categoría, lo hacía para jugar en el Écija Balompié,    que por aquel entonces militaba en Segunda División B. En el conjunto sevillano pasó dos temporadas, marcándole en su primer año un gol al Real Madrid en Copa del Rey y siendo de los jugadores más destacados en el segundo año, donde el club de Écija se proclamó campeón del grupo IV.

Esas dos buenas campañas en Écija hicieron que el Fútbol Club Barcelona se interesase por los servicios de Nolito para que jugara en su filial. En Barcelona pasó tres temporadas, en las que llegó a conseguir un ascenso a Segunda División y sobre todo, consiguió debutar con el primer equipo de todo un Barcelona.

Tras los tres años en Barcelona, la temporada 2011/12 fue la primera en la que Nolito se marchaba de España, y lo hacía para jugar en el Benfica portugués, donde pasó dos temporadas y media, obteniendo unos números realmente buenos en su primer año en Portugal.

En enero de 2013, el sanluqueño volvía a su tierra, a Andalucía, y esta vez lo hacía para jugar en las filas del Granada, donde se convirtió en un hombre importante a la hora de conseguir la permanencia en Primera División.

Tras abandonar en junio la disciplina del Granada, Nolito firmó por el Celta de Vigo, donde pasó tres años en esa primera etapa en el club celeste. Tres temporadas donde Nolito explotó y donde la calidad, que desde siempre se vio que atesoraba, se empezaba a ver acompañada de unos excelentes registros. Este buen rendimiento a lo largo de estas tres temporadas, y sobre todo en la campaña 2015/16, hizo que Nolito fuera convocado por la Selección Española para jugar la Eurocopa de Francia de 2016, Eurocopa en la que el sanluqueño llegó a anotar un gol en un encuentro frente a Turquía, que acabó con 3-0 a favor de España.

Los buenos años de Nolito en el Celta no pasaron desapercibidos para nadie, y menos para Pep Guardiola, entrenador del Manchester City quien ya conocía al sanluqueño de su época en Barcelona. Nolito dejaba por segunda vez atrás España, y esta vez, se embarcaba en una de las ligas más importantes del mundo, la Premier League. A pesar de las buenas sensaciones cuajadas en la pretemporada y en el inicio de liga con el Manchester City, Nolito no llegó a adaptarse del todo a Inglaterra.

Después de una temporada con los citizens, Nolito regresó a Andalucía en la 2017/18, y lo hacía de nuevo a Sevilla, pero esta vez, para jugar en el Sevilla Fútbol Club. Con los de nervión, el sanluqueño, disputó tres campañas, sin llegar a completar la última temporada, ya que acabaría desvinculándose de los sevillanos. Precisamente, ese último año 2019/20, y a pesar de ya no estar en la disciplina del Sevilla, los de Nervión lograron hacerse con la Europa League, donde Nolito llegó a jugar dos partidos.

Nolito abandonó el Sevilla a mediados de junio del 2020 para volver al Celta de Vigo, club donde se vio la mejor versión del sanluqueño, lo hacía para cubrir una baja del equipo vigués y para ayudar a los celestes a quedarse un año más en Primera División, y lo consiguió. La temporada pasada con el Celta se volvió a ver a un gran Nolito, marcando 9 goles y dejando de nuevo al Celta de Vigo en la mitad alta de la tabla.

Esta es la exitosa carrera de uno de los mejores jugadores que ha dado Sanlúcar de Barrameda, un jugador que debutó con tan solo 15 años con el equipo de su tierra y con el que mañana se volverá a reencontrar, esta vez como rival.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This